Skip links

Por qué es importante tener una página web si eres escritora

El diseño web es un tema apasionante y tener una página web de escritora es algo muy a la moda. Nos guste o no, también es un tema de suma importancia. Una página web no solo podrá contarle a tu público potencial quién eres, sino que es tu hogar virtual, la esquinita donde le darás la bienvenida a todo el que quiera conocerte. Y el lugar donde poder tener un blog para crear contenido de calidad.

Hay decenas de formas de tener una página web y hoy me gustaría hablarte de cuáles podrían ser las mejores opciones y, sobre todo, tus mejores aliados. Ten en cuenta que, en cada uno de mis artículos, siempre te hablo desde mi experiencia y desde lo que he aprendido a lo largo de todos mis años en activo como diseñadora y escritora. Y, precisamente por eso, al final la decisión siempre estará en tus manos.

En qué te ayuda tener una página web

Lo primero y principal de todo: te ayudará a mantenerte en contacto con tu posible público. Pero, para eso ya están las redes sociales, me dirás. Y es cierto. Para eso ya están las redes sociales. Pero aquí, en tu hogar, podrás darle a tu lector una cantidad de información que, además, podrá ir descubriendo él mismo poco a poco y en caso de tener curiosidad. Podrás interactuar con él a través de tu blog y podrás regalarle algunas cositas. Si brindas contenido de calidad, ya sea con un blog o con un buen lead, lo más probable es que tu lector se quede.

Una página web también te hará conocer a otros escritores. Siempre se ha dicho que la profesión de escritor es un camino solitario, pero yo no lo creo. Claro, a menos que escribas a cuatro manos, escribir lo harás sola, pero cuando hayas terminado tu primer borrador, tu camino se llenará de acompañantes. Y no hay nada como tener a gente de confianza a tu lado.

Qué tan caro es tener una página web

Esta pregunta es muy abstracta, pero fácil de responder: puede ser todo lo cara o barata que tú quieras. También podría hablarte de la versión gratis, incluso, pero esta me la voy a ahorrar porque mi consejo estrella es que te pilles un dominio propio desde el primer momento. ¿Por qué? Primero porque WordPress.com no tiene el mismo potencial que WordPress.org. Segundo porque te estarás creando una marca y una imagen desde el principio.

De hecho, en mi lead Checklist para una web correcta te hablo sobre las posibilidades que tienes y las decisiones que has de tomar al ir a crear tu página web de escritora. ¿Sabes cómo puedes conseguirla? ¡Es muy fácil! Solo tienes que suscribirte a mi newsletter.

Tener un dominio te costará una cantidad anual que, desde mi punto de vista, tampoco será una barbaridad. Yo, por este mismo dominio de autora pago unos 40€ anuales en One.com donde, además, tienen un soporte de lujo (la única pega es que no está en español). Una vez sumado este importe, el resto de la página web no ha de costarte absolutamente nada en caso de que tengas algunos conocimientos sobre diseño web (o quieras aprenderlos). Las plantillas que ofrece WordPress de forma gratuita suelen bastar para dar el primer paso. Son fáciles de usar y entender y son la herramienta perfecta para comenzar en el mundillo del blog o de crear tu primera página y tu presencia en la red.

Por supuesto, te estoy dando los consejos que yo misma fui aprendiendo poco a poco. Con el tiempo, te recomendaría que invirtieses en alguien que diseñara tu página web de forma profesional, dado que un diseñador puede ayudarte a hablarle directamente a tu público objetivo. En este caso tendrás que invertir algo de dinero, pero tendrás un producto y una solución de calidad. Y, una vez llegados a este punto, recuerda: bueno, bonito y barato, no tiene por qué ser la solución que necesitas. Infórmate antes de contratar a un diseñador y no tengas vergüenza en pedirle mirar ejemplos de sus trabajos. Tampoco tengas vergüenza en pedirle un presupuesto y, en caso de que no se adapte a ti, a lo que estás buscando o puedas gastar, rechazarlo siempre con buenas maneras.

Aquí también vale el DIY

¿Puedes hacerte tú misma tu página web? ¡Por supuesto! Pero te aviso desde ya: vas a dejarte muchas, muchas horas de trabajo. Crear una página web a veces es muy frustrante y tendrás que invertir primero algo de tiempo en pillar cómo funciona WordPress en sí. Yo aprendí a diseñar páginas web cuando todavía no era ni adolescente y lo hice con mucho sudor y líneas de código mal programadas. A día de hoy puedo decirte que la mejor solución que vas a encontrar es WordPress. Soy diseñadora y no programadora (¡no tuve la paciencia!) y lo que sé de código lo aprendí de forma autodidacta. Así que déjame que te de un consejo: si no tienes el tiempo o las ganas de aprender a hacerlo tú misma, por favor, invierte en un profesional. Tus nervios te lo terminarán agradeciendo.

Ten en cuenta que, aunque un profesional haya puesto tu web a punto, serás tú quien tenga que ocuparse de programar y publicar los artículos del blog y, en algún caso puntual, ocuparse de cambiar algún que otro texto en las páginas estáticas. Es por eso que, se mire por donde se mire, un conocimiento básico sobre diseño web te vendrá como anillo al dedo.

Más adelante estaré hablándote mucho más sobre diseño web (básicamente porque me apasiona y porque creo que a lo mejor puede ayudarte un poquito). Por el momento, lo que puedo ofrecerte es una selección de mis últimos artículos. Si lo web no es lo tuyo, entonces puedes leer un poco sobre Instagram para escritoras de chick-lit y romántica. O, si lo que te gusta es más el diseño en general, no dudes en pasar por este artículo donde te hablo de por qué es interesante que sepas de diseño aunque tú seas escritora.

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

¡Tengo un montón de contenido exclusivo para ti!

¿Quieres recibir en tu bandeja de entrada mi checklist para una web correcta? Me gustaría tener tu permiso para mandarte un artículo privado y especial una vez al mes y hacerte llegar todo el contenido gratuito y exclusivo que quiero diseñar especialmente para ti. ¡Prometo no mandarte publicidad desagradable! ¿Te he convencido?
¡Suscríbete!

¡Deja un comentario!